poisson-davril-558124 (2)Sin marcoEl día 1 de abril en Francia es el día de las bromas, el equivalente al 28 de diciembre en España y en Hispanoamérica.

Los medios de comunicación cuentan noticias extravagantes y falsas en tono serio, la gente se gasta bromas y más de un niño cuelga disimuladamente un “pez de abril” de papel en la espalda de un compañero o de un adulto, como por ejemplo su profesor.

El origen de esta costumbre se remonta al siglo XVI. Hasta entonces, el primer día del año se celebraba el 1 de abril, coincidiendo con la llegada de la primavera y la gente solía hacerse regalos.

En 1564, el rey de Francia, Carlos IX, publicó el edicto del Rosellón que establecía el 1 de enero como primer día del año. Sin embargo, parece que muchas personas siguieron celebrando el año nuevo en abril, porque se resistían al cambio, o porque ignoraban la existencia del decreto.

Para burlarse de los recalcitrantes, algunos empezaron a ofrecerles falsos regalos, como cosas inservibles o incomestibles ya que a menudo los regalos eran alimentos.

Se piensa que como el 1 de abril coincide con el final de la cuaresma, la costumbre era ofrecer pescado. De allí la tradición del falso pescado o “pez de abril”.

pez_de_abrilAlgunas bromas de los medios de comunicación:

1986: Un noticiario de televisión anunció que se iba a instalar la Tour Eiffel en otro lugar porque la proximidad del rio Sena la hacía moverse.

2009: La compañía de trenes SNCF, utilizó la voz de Homer Simpson en las estaciones con frases humorísticas.

2012: La emisora de radio France Inter presentó un reportaje en el cual anunciaba que la ciudad de Marsella pondría su nombre en letras gigantes visibles desde 30 km al estilo de las de Hollywood y que su principal problema sería resistir a la fuerza del viento Mistral